martes, 9 de junio de 2015

Ruta Natural Sierra de la Demanda (I)

MUND nació en plena Sierra de la Demanda, concretamente en Pradoluengo, una localidad burgalesa de tradición textil donde continuamos fabricando nuestros calcetines. Hace tiempo que queríamos dedicarle un artículo a alguna de las preciosas rutas de montaña que hay en esta sierra, un lugar que conocemos muy bien. Hemos elegido la Ruta Natural de la Sierra de la Demanda, una ruta imprescindible para cualquier amante de la montaña y la naturaleza. Nuestra anterior escapada en este blog la hicimos ascendiendo el Yelmo: hoy os proponemos que nos acompañéis a nuestra casa, la Sierra de la Demanda, en una Ruta Natural que no os dejará indiferentes. Como la ruta es bastante larga, hemos decidido dividir este artículo en dos partes, aquí tenéis el primero de ellos. 



Entre robles, pinos y hayas

Al ser una zona muy cercana a la Cordillera Cantábrica, la Sierra de la Demanda es un lugar muy húmedo y frío en invierno, lo cual ha favorecido su espléndida vegetación de hayas, robles y pinos. La sierra también cuenta con una fauna muy rica: corzos, jabalíes y el lobo ibérico son algunas de las especies que tienen su asiento allí. Nuestra ruta tiene un recorrido largo, su distancia es de 52 kilómetros y cuenta con un desnivel de subida de 600 metros. Se calculan unas 9 horas para realizarla completamente. 



La trayectoria de la ruta la marca el trazado de un antiguo tren minero y la ruta comienza en el polideportivo del pueblo Arlanzón. Dese allí se sigue por un camino de gravilla hasta cruzar el río Arlanzón por un puente. Se llegará a una zona con robles hasta una depuradora de agua. Se sigue por un robledal hasta cruzar un cortafuegos y adentrarse entre una zona de pinos y más robles. Se cruza la carretera de Urrez para adentrarse en un robledal donde encontraremos una laguna con nenúfares. Seguimos avanzando hasta llegar a una laguna mayor: a partir de aquí comienzan a aparecer hayas y dejaremos atrás por un momento el antiguo trazado de ferrocarril.



Hacia Pineda de la Sierra

El Camino Natural sigue por una pendiente hasta llegar a un cruce: aquí se baja hacia la izquierda para encontrar un segundo cruce. Deberá torcerse una vez más a la izquierda para seguir por un camino llano donde vuelven a verse las vías del antiguo tren. Se desciende por el bosque hasta encontrar un pequeño arroyo que debe cruzarse para seguir la ruta hacia arriba, atravesando un pinar al que cruzan dos cortafuegos. Se alcanza la orilla de un embalse, que debe rodearse por la ladera hasta llegar a un puente de madera y hierro: se cruza el puente y se sigue subiendo el valle. Dese allí ya pueden verse los picos de la Demanda, donde se encuentra Pineda de la Sierra, una estación invernal que es nuestro próximo destino. El paisaje en este punto de la ruta tiene unas vistas espléndidas. Siguiendo nuestro camino, encontraremos dos desviaciones donde continuaremos de frente y por fin llegaremos a un cruce que está el lado de una iglesia, justo enfrente de Pineda de la Sierra. Aquí concluye nuestra primera parte de la ruta. Cuando la hayamos completado habremos recorrido unos 23 km., un poco menos de la mitad del trayecto. Puedes ver el final de la ruta siguiendo este enlace.


Fuentes Consultadas: magrama.gob.es
Fotografías 01, 02 y 04: Juan José Martín
Fotografía 03: magrama.gob.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada